COMENTARIOS SOBRE :
Desarrollo del curriculum en la enseñanza de la física

( Piet L. LIJNSE)

P. Black

King's college, London, UK

Esta revisión del desarrollo del currículo plantea para mí tres aspectos principales: Uno relacionado con el desarrollo de un punto discutido brevemente en la sección 2.3 relativa a la “ciencia integrada”. Hubo importantes desarrollos en varios países orientados a una enseñanza de las ciencias de manera coordinada o combinada. Para algunos, es ideológico- ellos creen que tomar las ciencias separadamente es anacrónico y que hay una sola ciencia. Para otros, incluyéndome, no están de acuerdo con este punto de vista, pero sin embargo, piensan que las ciencias deberían ser enseñadas de manera más coordinada- de tal manera, por ejemplo, que no se enseñe a los alumnos la energía de tres formas diferentes en física, química y en biología. Otros construyen su currículo a partir de temas, destacan que ciertos aspectos más interesantes se sitúan en las fronteras entre las ciencias. En todos estos debates, los docentes de física deberían situarse más claramente sobre la manera cómo ellos ven el rol específico de la física – y esto no se hace así actualmente.

Mi segundo aspecto está relacionado con el primero, pero plantea un problema más amplio que toca diferentes puntos de este capítulo. Los intereses de los alumnos, en la vida cotidiana al exterior de la escuela, así como en lo relativo a su futuro, son centrales si un currículo debe ser adaptado al alumno. Seguramente existe discusión sobre la adaptación al desarrollo cognitivo, pero ello significa que el alumno es tratado solamente como un “cerebro con patas”. En todos los aspectos de la educación, incluyendo la física, debemos poner el énfasis en los cambios rápidos de la sociedad que afectan la vida de nuestros alumnos, sin importar lo que se haga en las escuelas. Un ejemplo impactante es que algunos pasan actualmente más tiempo delante del televisor que en clase – los medios enriquecen la recepción pasiva de la información, pero empobrecen la experiencia de la acción práctica y el desarrollo de las relaciones humanas. ¿Qué implica esto en el rol de la escuela? Así mismo, el interés para el medio, o los cambios en los tipos de empleo son frecuentemente mucho más importante para los jóvenes que para su profesor. ¿cómo el currículo debería tomar en cuenta todo esto?

Esto conduce a mi tercer aspecto – relativo a la vida de los jóvenes que cambia rápidamente y que va a continuar cambiando. Aquí, la cita del final de la sección 2 de Freudenthal es muy apropiada. Sin embargo, me gustaría que la idea sea expresada de manera más positiva. Cuando una sociedad cambia, en respuesta, la educación debe cambiar. La tarea es estar atento para asegurarse que el currículo sirve al menos a las necesidades de los jóvenes y reúne sus perspectivas de manera óptima – aún si éste persigue cambiarlos o ampliarlos. Cómo podemos hacer tal cambio continuo – del hecho que es muy difícil para todo profesor cambiar de metas, y con más fuerte razón de métodos pedagógicos que le son familiares y que le inspiran confianza. Una estrategia que promueva y ayude al profesor a cambiar debe ser el corazón de nuestras necesidades – la mayoría de los argumentos referidos en el final de este capítulo lo sugieren o lo solicitan, pero esta postura debe ser evidenciada.